Cape Town, una oda a la naturaleza

Cape Town, una oda a la naturaleza

En la punta meridional del continente africano, se encuentra Cape Town, un trozo de verdor del que está orgulloso Sudáfrica. En esta ciudad donde reina la naturaleza, un ambiente único con una sutil mezcla entre la atmósfera ciudadana y el sosiego apacible del campo se nota en el aire.

Al descubrimiento del centro de Cape Town

La visita de Cape Town comienza alegremente por un paseo a lo largo de Victoria y Albert Waterfront, un lugar lleno de vida donde los restaurantes son numerosos. Los viajeros pueden descansar e impregnarse del ambiente alegre de Cape Town antes de irse al centro urbano. En la zona céntrica de Cape Town, los edificios compiten en altura, pero en el barrio de City Bowl, casas victorian bien conservadas se encuentran en cada esquina.

El Jardín de Kirstenbosch es otro lugar de vida de Cape Town. Los habitantes como los veraneantes se encuentran en este jardín botánico para respirar aire fresco y estar en comunión con la naturaleza. En verano, cada domingo es un día de concierto en el parque. Es la ocasión de hacer un picnic al asistir a una agradable representación musical.

Capetown, un santuario de la naturaleza

Capetown es un destino privilegiado de los excursionistas y de los enamorados de la naturaleza. El Table Mountain, esta montaña de 1000 metros de altitud, ofrece una vista maravillosa de la región. Esta cumbre, símbolo de Cape Town, se descubre mediante una excursión peatonal o excursiones en bicicleta. Los menos temerarios o los más impacientes prefieren tomar el teleférico. Después de subir el Table Mountain, lo mejor es un momento de distensión a orillas del mar. Las playas son numerosas en Cape Town, pero la más bonita es sin duda Camps Bay. Los surfistas pueden desafiar las olas ofreciendo un espectáculo inédito al farniente. Los aventureros toman el camino del Cabo de Buena Esperanza para navegar en la bahía de False Bay o admirar a los pájaros bobos en Boulders Beach.

Cape Town, inicio para asombrosos descubrimientos

Cape Town es el punto de partida para la isla de Robben Island. Se trata de la isla en la detuvieron a Nelson Mandela y que la UNESCO ha declarado patrimonio mundial de la humanidad. La visita del lugar se considera como un peregrinaje durante el cual el visitante puede seguir los pasos de esta figura emblemática de Sudáfrica. Después de visitar la celda del preso y recorrer el sitio donde efectuaba sus trabajos forzados, podrá observar la colonia de pájaros bobos que se instalaron en la isla antes de subir el barco para Cape Town. De vuelta a la ciudad, los aficionados de vino podrán ir a Stellenbosch, para contemplar un paisaje fascinante formado por los viñedos

Informaciones sobre el autor: Beatriz Delcruz
Saliendo de una gran escuela de Turismo, supe bien utilizar mis conocimientos en este sector. Me permitió descubrir las mil facetas de los países del mundo entero. Precisamente, paso mi tiempo en viajar. Y eso me ayuda mucho a construir mi propia vida. Por lo tanto, escribo para dar consejos e ideas para que pueda sentirse bien y preparar bien su periplo. Entonces, no dudan en comunicar sus opiniones.
  • Compartir :
  • Reaccionar :

Publicar un comentario

captcha

Descubrir también

COMPAÑERO DE SUS VACACIONES