5 ideas para viajar con Couchsurfing

06 Août 2019 - Consejos a los viajeros
5 ideas para viajar con Couchsurfing

El alojamiento, junto con las comidas, absorbe gran parte del presupuesto de un viaje. Afortunadamente, existen numerosas alternativas que pueden reducir el coste. Otras opciones te dan, incluso, dan posibilidad de alojarse gratis. Este es, concretamente, el caso de CouchSurfing. Esta red de hospitalidad ha popularizado, durante casi una década, la estancia de los turistas entre los residentes locales. Sin embargo, CouchSurfing no es único. Hay otras muchas redes estadounidenses, algunas más antiguas y otras posteriores, que garantizan experiencias auténticas. Aunque desde el punto de vista financiero resulta muy interesante, alojarse en una red de hospitalidad no es adecuado para todo el mundo. Ya sea con CouchSurfing, Servas o WarmShowers, para los turistas que, por primera vez, se decantan por este tipo de viaje, queda un tema pendiente, el de la seguridad. Las plataformas de viaje han tomado algunas medidas para tranquilizar a los usuarios, pero la seguridad, tanto de los anfitriones como de los viajeros, depende en gran medida de su propio juicio.

 

Principales empresas de CouchSurfing

Literalmente, CouchSurfing significa "surfear en un sofá". Esta traducción resume el espíritu del CouchSurfing, que consiste en ofrecer al viajero un sofá, una cama o un rincón de un jardín para armar una tienda de campaña en donde dormir, durante una o varias noches, de forma gratuita. Como con todas las “redes de hospitalidad”, el objetivo principal del CouchSurfing es promover la interactuación entre el anfitrión y el viajero. Fundada en 2.004 como una organización sin ánimo de lucro, en la actualidad, CouchSurfing puede presumir de ser el servicio de alojamiento gratuito más grande del mundo. En marzo de 2.017, contaba con casi 12 millones de miembros. Para unirse a la comunidad, simplemente hay que entrar la web y crear un perfil, igual que en una red social tradicional. Una vez validado este paso, puede buscar posibles anfitriones para su próximo viaje y enviarles solicitudes de hospitalidad. El usuario tiene la opción de unirse a grupos dedicados a un país o ciudad, a una actividad, a una temática, etc. Los miembros también pueden participar en eventos o encontrarse en torno a una actividad a escala regional y, en ocasiones, a una escala mayor. Desde que CouchSurfing ha cambiado su estatus de compañía no lucrativa a una comercial, el número de solicitudes de hospitalidad es ilimitado. A partir de 2.011, se fijó en 10 por semana. Además, se requiere una donación de los usuarios con el fin de autenticar su identidad. Esta verificación es completamente opcional. Por lo tanto, no se requiere que un nuevo miembro realice esta verificación de identidad. Puede navegar libremente por la plataforma y enviar solicitudes de hospitalidad.

 

5 alternativas al CouchSurfing

 

1-    TrustRoots, las raíces de la red de hospitalidad

 

TrustRoots no es un nombre elegido al azar. Esta red de hospitalidad perteneciente a la asociación británica sin ánimo de lucro TrustRoots Foundation que promueve la confianza, base principal de las redes de hospitalidad. Inicialmente dedicada a los autoestopistas, esta plataforma lleva abierta durante mucho tiempo a todos los viajeros. Actualmente cuenta con más de 36.000 miembros que buscan alojamiento gratuito y una original experiencia de viaje. Para que, en cualquier parte del mundo, sus miembros puedan encontrar fácilmente alojamiento la web les proporciona un mapa. Simplemente hay que hacer zoom para obtener más información sobre la ubicación de un “host”. También es posible delimitar las búsquedas gracias al filtro "tribus". De hecho, en TrustRoots, los miembros se dividen en grupos lo que permiten identificar con facilidad a los anfitriones que comparten los mismos intereses que usted. Tanto si desea alojarse con miembros veganos o vegetarianos, viajeros nómadas, músicos, artistas callejeros, entusiastas del Rainbow Gathering,… con TrustRoots encontrará el alojamiento ideal.

 

2-    BeWelcome, una alternativa de " Open Source”

En 2.006, usuarios insatisfechos de la red Hospitality Club crearon BeWelcome. El sitio está destinado a ser el precursor de la red de intercambio de hospitalidad de “Open Source”. BeWelcome está gestionado por una organización sin ánimo de lucro, BeVolunteers y tanto el registro como su uso es completamente gratuito. Todos los viajeros mayores de 18 años pueden acceder a ella. Actualmente esta red cuenta con más de 122.000 miembros, distribuidos en numerosos países del mundo. Para encontrar alojamiento, después de crear su cuenta, debe introducir en el buscador el destino deseado y aparecerán todos los miembros activos en un radio de 25 km de la ciudad o pueblo seleccionado. Las búsquedas se pueden especificar indicando, por ejemplo, el número de personas que puede alojar un anfitrión, el tipo de alojamiento,… Al igual que con TrustRoots, se puede buscar desde un mapa.

 

3-    WarmShowers, una opción para ciclistas itinerantes

En 1.993, Terry Zmrhal y Geoff Cashman elaboraron una lista de personas interesadas en acoger ciclistas. Su directorio ha crecido a lo largo de los años y, en 2.005, la información se almacena en una base de datos que se utilizó para crear el sitio web WarmShowers. Gestionada por un grupo de voluntarios, la red de intercambio de hospitalidad cuenta, actualmente, con más de 140.000 miembros distribuidos en más de 150 países de todo el mundo. Como su nombre indica, los anfitriones de WarmShowers garantizan a sus huéspedes una ducha caliente pero, además, un lugar seguro para poner sus bicicletas y herramientas para posibles reparaciones. Al igual que con otras redes de hospitalidad, la búsqueda de un “host” se realiza a través de un formulario. Los perfiles están bien rellenados y también semuestran los datos de contacto de los miembros, incluyendo un número de teléfono en el ponerse en contacto rápidamente con el anfitrión en caso de necesitar alojamiento de última hora. La versión móvil de Warmshowers, con función de geolocalización, permite además identificar a los anfitriones activos más cercanos capaces de dar alojamiento a un miembro. Al igual que CouchSurfing, es una opción gratuita.

 

4-    Servas, el ancestro de CouchSurfing

En 1.949, en Dinamarca, Bob Luitweiler, un pacifista estadounidense, y sus amigos, preocupados por el estado del mundo después de la Segunda Guerra Mundial, quisieron establecer la paz en el mundo, a su manera y dentro de sus posibilidades, mediante un innovador sistema de viajes. De esta forma nació la asociación Servas. Esta red de hospitalidad permitió a personas de todo el mundo alojarse, durante 2 días, con un anfitrión y compartir su vida cotidiana. Hasta la fecha, la red cuenta con unos 15.000 hogares en más de 100 países de todo el mundo. Los viajeros pueden ser acogidos, por ejemplo, por familias inter-generacionales, monoparentales, parejas o solteras que viven en el campo, en los suburbios o en el centro de la ciudad. Reconocida como una ONG de pleno derecho por el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas (ECOSOC), Servas goza del estatus de Observador de la ONU desde 1.973. Para unirse, el proceso difiere ligeramente de otras redes de hospitalidad. Quienes quieran incorporarse a esta red deben contactar con la asociación Servas de su país para realizar una entrevista y comprender completamente el funcionamiento de la asociación. Servas no es gratuito, pues para viajar se requiere una donación y/o contribución, cuya cuantía varía de un país a otro.

 

5-    TravelPal, una opción de viaje muy completa

TravelPal es una extensión de HelloPal, una aplicación dedicada al aprendizaje de idiomas. HelloPal proporciona a los usuarios frases predefinidas y un sistema de diccionario que les permite superar rápidamente la barrera del idioma. TravelPal, continuación de HelloPal, sirve para animar a los viajeros a interactuar con los locales durante su estancia en el extranjero. Al crear un perfil en TravelPal, es posible ponerse en contacto con un residente de un destino determinado y recibir asesoramiento. También se puede utilizar como un guía en el lugar y muchos miembros están encantados de dar la bienvenida a los usuarios de TravelPal para una comida o para pasar la noche. Para encontrar un host, el usuario de TravelPal puede iniciar la conversación a través de un sistema de audio y mensajes de texto. Para encontrar el interlocutor ideal con el que hablar, es posible filtrar la búsqueda estableciendo su nacionalidad, los idiomas que habla o su edad. TravelPal, también presenta la posibilidad de encontrar un compañero de viaje.

 

Otras alternativas a CouchSurfing

Hospitality Club es una de las primeras redes de hospitalidad on line. Se lanzó, en Alemania, en julio de 2.000. Hospitality Club es uno de los servicios de alojamiento más importantes de internet. Al igual que CouchSurfing, en sus inicios fue gratis. Sin embargo, desde 2.012, su fundador anima a sus miembros a unirse a la comunidad Airbnb y alquilar su apartamento para cubrir los gastos de mantenimiento del sitio. Aunque ya no es gratuita, su red está muy desarrollada y abarca cerca de 34.000 ciudades en más de 190 países. Más de 1,5 millones de anuncios están visibles en la plataforma y facilitan la búsqueda de un lugar para dormir en el caso de que un anfitrión se retire en el último momento. Además, en Airbnb, se puede negociar el precio del alquile y beneficiarse de créditos, obteniendo descuentos para futuras reservas.

 

Red de hospitalidad y seguridad

Gran cantidad de usuarios regresan, de su experiencia con una red de hospitalidad, con maravillosos recuerdos. Otros, lo hacen menos contentos debido, a menudo, a la falta de afinidad con su anfitrión o, en el caso de estos últimos, a la poca sintonía con el viajero que han acogido. Escrito por los propios miembros, la información que se deja en el perfil de un usuario no permite conocerlo completamente, aunque observando más de cerca la presentación, las preferencias y los intereses, es posible obtener una primera impresión de la persona. Para entender mejor a un miembro, es una buena idea consultar los comentarios dejados por otros usuarios, tanto de los que alojan como de los que se alojan. Pero es cierto que, aunque la experiencia no haya sido concluyente, algunos miembros no necesariamente dejan comentarios sinceros. Si se presentan quejas graves contra un miembro, los administradores pueden poner un mensaje de advertencia en su perfil. En algunos casos, esto puede dar como resultado que se elimine la cuenta o se niegue el acceso a áreas del sitio web de la red de hospitalidad. Este es particularmente el caso de Servas, que claramente estipula qué hacer y qué no hacer. Incluso en vista de estas disposiciones, las redes de hospitalidad no disponen de recursos suficientes para garantizar plenamente las buenas intenciones de los miembros. Por lo tanto, el anfitrión o el viajero son totalmente responsables de su propia seguridad y sólo pueden confiar en su juicio y en sus primeras impresiones. También es esencial examinar cuidadosamente el perfil del usuario. Se prefieren los perfiles completos con foto.

 

Redes de Hospitalidad, ¿ideales para quién?

 

Mientras se viaja, alojarse gratuitamente o a un precio más bajo gracias a una red de hospitalidad es realmente tentador, pero no es necesariamente una opción que resulte válida para todo el mundo. La esencia misma de este tipo de alojamiento es, sobre todo, el intercambio y el diálogo. Es más adecuado para viajeros sociales que prefieren conocer gente. Por lo tanto, los mochileros solitarios a los que no les gusta hablar de sí mismos o los viajeros a los que socializar con otras personas no les resulta interesante, lo mejor que pueden hacer es abstenerse. Pasar la noche con completos extraños también requiere una gran apertura de mente pues, incluso después de una cuidadosa selección, no está del todo garantizado el encontrar a alguien con quien desarrollar una afinidad. Este tipo de forma de viajar requiere la capacidad de adaptarse a todas las situaciones. Además, hay que tener en cuenta que no se trata de un hotel, el viajero compartirá la vida cotidiana de sus anfitriones y esto implica seguir su ritmo de vida pero, también, realizar algunas tareas como, por ejemplo, hacer la cama de nuevo o lavar los platos después de la comida, etc. Los buenos modales siempre deben estar presentes, es apropiado agradecer al anfitrión su hospitalidad, especialmente si usted se quedó varias noches. Como agradecimiento puede obsequiarle con una botella de vino u otro regalo cuando llegue a la casa o enviarle una postal una vez esté de regreso en su hogar.

Informaciones sobre el autor: Alexia Debarco
Soy apasionada de viajes desde que obré en el dominio del turismo. Hice numerosos descubrimientos a lo largo de mis experiencias. Los viajes, los conozco bien. Destinos, hay mucho. Cada lugar es único y esconde muchos secretos. Entonces, a través de mis escritos, les hago descubrir los misterios de los lugares más bellos del mundo. No vacilen sobre todo en dejarme comentarios o críticas.
  • Compartir :
  • Reaccionar :

Publicar un comentario

captcha

Descubrir también

COMPAÑERO DE SUS VACACIONES